Por: Redacción/

La pandemia por COVID-19 ha representado momentos críticos y dolorosos para el país, y el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ha sumado esfuerzos con los gobiernos estatales que han permitido enfrentarla y salir adelante, porque “sabíamos que no había una alternativa para rendirnos”, afirmó el director general, Maestro Zoé Robledo.

Durante el informe de la Representante del IMSS en Querétaro, Maestra Martha Eloísa Sánchez Vázquez, el director general del Seguro Social le hizo un reconocimiento por ser la primera mujer al frente de la Oficina del Instituto en la entidad, “porque en su calidad como enfermera nada la detiene, ni si quiera el COVID-19”.

Refirió que para el Seguro Social la emergencia sanitaria representó un gasto de 29 mil millones de pesos, entre Bonos COVID, Notas de Mérito, nuevas contrataciones, infraestructura hospitalaria, compra de Equipos de Protección Personal, convenios de subrogación, medicamentos, insumos, entre otros servicios.

Zoé Robledo señaló que 610 millones de pesos fueron destinados al estado de Querétaro para atender la pandemia y el IMSS participó en la reactivación de la economía, con los Créditos Solidarios a la Palabra otorgados a tres mil 465 pequeños empresarios registrados y que no dieron de baja a su personal.

Señaló que en Querétaro se va a trabajar para reanudar los servicios médicos que fueron suspendidos a causa del COVID-19, impulsar la estrategia de hospital de tiempo completo, cirugía programada, consulta de Medicina Familiar y de especialidad los fines de semana.

Indicó que de los cuatro mil 589 residentes que se acaban de graduar, 256 brindarán sus servicios en esta entidad, lo cual representa un incremento del 57 por ciento en el número del año pasado”.

Al rendir su Primer Informe de Actividades, la Maestra Martha Eloísa Sánchez Vázquez informó que la Oficina de Representación del IMSS en Querétaro cuenta con un millón 865 mil 130 derechohabientes, de los cuales se encuentran adscritos a las Unidades de Medicina Familiar un millón 190 mil 330 personas para recibir la atención y servicios por ley.

Resaltó que para atender a esta población derechohabiente se tiene una plantilla de nueve mil 184 trabajadores activos, de los cuales seis mil 577 pertenecen al área médica y dos mil 607 son administrativos.

En el contexto de la emergencia sanitaria por COVID-19, Sánchez Vázquez subrayó que el trabajo vinculado y colaborativo entre IMSS y el gobierno estatal permitió brindar una atención oportuna y de crecimiento hospitalario para que nadie con esta enfermedad se quedara sin una cama hospitalaria.

Para atender a los pacientes se crearon 95 Equipos de Respuesta COVID que estuvieron al cargo de 521 camas.

Sánchez Vázquez indicó que hasta el 12 de febrero de este año se estudiaron a 32 mil 698 personas que cumplían con la definición operacional, de estos 18 mil 800 resultaron positivos a coronavirus, el 75 por ciento de los pacientes requirió tratamiento ambulatorio, el resto fue hospitalizado y se han atendido a 170 personas no derechohabientes.

Refirió que se tiene previsto reiniciar los proyectos de infraestructura como la ampliación de camas, crear un área de terapia intensiva y de consulta externa en el Hospital General de Zona (HGZ) No. 3 de San Juan del Río; en el municipio de Tequisquiapan está en puerta la donación de un terreno para construir un hospital General de Zona con 144 camas, entre otros.

El gobernador Francisco Domínguez Servién reconoció la invaluable labor de todo el personal hospitalario orientada al bienestar y la protección de millones de familias queretanas.

“Mi reconocimiento total al heroísmo de quienes, desde esta noble institución, colaboran en el primer frente de batalla contra la enfermedad en nuestro estado. Nuestra coordinación ha sido efectiva (…) reditúa en la seguridad social de más de un millón de trabajadoras y trabajadores en el estado; coadyuva, además, en una firme recuperación de los empleos”, expresó el mandatario estatal.

Señaló también que en Querétaro se cuenta una visión de crecimiento, en la cual se busca brindar servicio médico de calidad a todas y todos los queretanos sin distingo alguno, tarea que se respalda con uno de los hospitales más grandes del IMSS en todo el país, el Hospital General Regional Número 2, ubicado en el municipio de El Marqués, y al cual se le suma el nuevo Hospital General de Querétaro.

Domínguez Servién enfatizó que los trabajos realizados en materia de salud en la entidad, corresponden igualmente a un objetivo de trascendencia que tiene como propósito atender y cuidar la integridad de las futuras generaciones en el estado; encomienda que requiere de la participación activa y colaborativa del IMSS y el gobierno estatal.

“Hemos suscrito convenios de intercambio de servicios e insumos con la finalidad de que la población tenga accesibilidad adecuada y respuesta oportuna, en Querétaro, a nadie desde el primer día hasta el día de hoy se le ha negado el servicio, una cama, un ventilador (…). En el contexto de la pandemia, nuestra coordinación marca rutas de acción lo mismo desde el Comité Técnico de Salud, que en el Consejo Estatal de Vacunación”, comentó.

En este sentido, el jefe del Poder Ejecutivo mencionó que a través del Laboratorio Estatal de Salud Pública, se coadyuva con el IMSS en la realización de diferentes pruebas diagnósticas, incluyendo las de COVID-19; también se emplean estrategias y programas para disminuir la tasa de mortalidad materna e infantil, así como acciones que promueven la vacunación.

“Los valores de colaboración y coordinación que hoy nos mueven, se ven reflejados en este informe de actividades. Maestra Martha Eloísa Sánchez Vázquez, le reitero mi voluntad total permanente y permanente de trabajo al servicio de la salud de las queretanas y queretanos”, dijo.

El gobernador afirmó que en Querétaro están sentadas las bases para fijar una recuperación integral, pero, sobre todo, está trazado el rumbo institucional de una coordinación efectiva a favor de México.

Durante este informe asistieron Luisa Obrador Garrido Cuesta, encargada de Enlace y Seguimiento de la Dirección General con las Representaciones del IMSS; consejero suplente y coordinador general del sector patronal CONCANACO-SERVYTUR, Jorge Dávila Girón; coordinador general de Apoyo al Sector Patronal CONCAMIN, Ricardo David García Portilla; secretario técnico del Consejo Consultivo, Carlos Alberto Domínguez Espinosa; secretario de salud estatal, doctor Julio César Ramírez Argüello.

Además del comandante de la 17ª Zona Militar, General de Brigada Diplomado de Estado Mayor, Elpidio Canales Rosas; doctor Luis Juan Ostos Mondragón, subsecretario de Salud en el gobierno del estado; delegada de la Secretaría del Bienestar en Querétaro, doctora Rebeca del Rocío Peniche Vera; subdelegado Médico del ISSSTE, doctor Gabriel Lehmann Mendoza; Patricia Rodriguez Aguillón, coordinadora de Enfermería del IMSS Querétaro; secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social (SNTSS) Sección XXIII, doctor Carlos Morales Vargas; así como directores, delegados y diversas autoridades del estado.